¿Quién es Skinner?

Burrhus Frederic Skinner (1904-1990) fue un psicólogo y científico estadounidense considerado uno de los mayores referentes del conductismo, corriente psicológica que estudia la conducta o comportamiento observable de las personas y animales a través de procedimientos objetivos y experimentales. ¿Cómo explicaba Skinner las fobias? Te lo contamos a continuación.

Skinner quiso comprender y demostrar el porqué del comportamiento humano, partiendo de las ideas de Pavlov (condicionamiento clásico) sobre el control experimental y el condicionamiento, influido también por Thorndike y las consecuencias del entorno y teniendo siempre en cuenta el enfoque de Watson sobre el comportamiento observable.

Skinner rechazó los métodos introspectivos del psicoanálisis, mentando a la mente y sus procesos internos cómo algo confuso y abstracto, centrándose en la pura conducta observable, siendo considerado por ello años más tarde como conductista radical.

Skinner supuso una revolución para la psicología siendo una de las figuras más importantes dentro de la psicología científica y siendo considerado el padre del condicionamiento operante. Su legado consolidó la psicología como una disciplina científica, revelando poderosa información sobre los procesos de aprendizaje.

El aprendizaje

Para entender el porqué de nuestra conducta Skinner puso énfasis en cómo aprendíamos. Era fundamental entender el proceso de aprendizaje para poder dar respuesta a nuestra conducta.

El aprendizaje pasa por ser un cambio en cierta medida estable en lo que a capacidad del individuo se refiere y que de alguna forma viene condicionado por la experiencia. Esta definición de aprendizaje enfatiza tres elementos: cambio, experiencia y permanencia (Bara, 2001).

Para Skinner el aprendizaje en cualquiera de sus formas constituye un proceso complejo y sistémico, cuyo origen se puede atribuir a la necesidad de todos los organismos de poder alcanzar un equilibrio con el entorno, pudiendo así mantenernos vivos y lograr nuestros fines.

El conductismo

El conductismo es una de las escuelas más destacadas de la psicología, donde lo más relevante son las respuestas observables que el sujeto manifiesta en sus comportamientos.

Como hemos mencionado con anterioridad, este investigador creía profundamente que los procesos mentales internos no son los responsables de originar la conducta humana, sino los factores externos y medibles.

Para algunos psicólogos el comportamiento se explica como el resultado de los procesos internos que se dan en el individuo, ya sean mentales o neurológicos, entienden el comportamiento como la manifestación externa de lo que está ocurriendo en el interior, sin embargo, Skinner no está de acuerdo, sus investigaciones definen el comportamiento en términos de su relación con las variables del entorno que le preceden y que le siguen. Este postulado puede definirse como el ABC de la psicología. A de antecedentes, B de comportamiento y C de consecuencias .

La escuela de conductismo se centró en los estudios del comportamiento, teniendo como propósito el describir la conducta en término de estímulos y respuestas observables con la finalidad de la predicción de la respuesta de los organismos ante determinados estímulos. De este modo, el aprendizaje es generado a partir de la experiencia. Y es en éste contexto donde aparece el condicionamiento, siendo éste, un proceso de aprendizaje.

El condicionamiento operante

Entre las numerosas investigaciones que realizó Skinner destacaron sus investigaciones con ratas y palomas. “La caja de Skinner” fue uno de los trabajos que realizó este investigador para poner a prueba el condicionamiento operante.

  • Facebook
  • Twitter
  • Gmail

La caja funcionaba de esta forma: se introducía un animal en una caja y en ésta había unas palancas que al presionarlas emitían una luz o un sonido y proporcionaban alimento a los animales, de esta forma, los animales asociaron que el presionar la palanca más el sonido o luz era igual a la obtención de alimento. Más adelante, Skinner cambiaría el procedimiento de este método, ahora, como los animales ya habían aprendido a realizar cierta conducta, Skinner hizo que la “desaprendieran”. Para esto hizo que al presionar las palancas ya no se les proporcionara alimento, de esta forma, los animales “desaprendieron” la conducta inicial. Skinner, se dio cuenta que el tiempo en que tardaron en aprender y “desaprender” fue igual.

Skinner, estableció tres condiciones para que esto ocurra: (1) el reforzador debe seguir a la respuesta, (2) el reforzador debe ofrecerse de manera inmediata, (3) debe existir congruencia entre el reforzador y la respuesta.

A esto lo llamo Condicionamiento Operante, proceso por el cual los comportamientos se adquieren, mantienen o extinguen en función de las consecuencias que le siguen

El modelo básico que ocupa el condicionamiento operante es el modelamiento o reforzamiento que, de manera sucesiva, puede modificar una conducta y cambiarla por otra deseada.

Este psicólogo del conductismo describe los siguientes modelos de conducta. El organismo emite una serie de respuestas, las respuestas que son recompensadas tienen alta probabilidad de repetirse, llamando a este fenómeno refuerzo positivo o recompensa. Las respuestas que no son reforzadas son poco probables de repetirse, a esto lo llamó extinción. Las respuestas que son castigadas con consecuencias no deseables serán eliminadas y a esto le llamo castigo.

  • Facebook
  • Twitter
  • Gmail

En palabras de Skinner “Un buen comportamiento operante es el que opera sobre el entorno y produce consecuencias. El condicionamiento operante es el cambio que tiene lugar cuando esas consecuencias tienen un efecto particular, a este efecto se le denomina fortalecimiento o reforzamiento, es decir, lo que el sujeto acaba de realizar tiene ahora más probabilidades de repetirse debido a que le han seguido consecuencias reforzantes“.

Así explica Skinner tus fobias

Las fobias son aprendizajes y el condicionamiento operante explica su adquisición y mantenimiento.

Pongamos un ejemplo de una persona con agorafobia para explicar con más precisión éste fenómeno.

Mario está diagnosticado con agorafobia. Evita subir a cualquier medio de transporte, entrar en centros comerciales, conciertos y un numeroso etc. Mario evita todos estos escenarios porque teme profundamente tener una crisis de ansiedad“.

La evitación de los estímulos fóbicos (sitios donde se siente encerrado por ejemplo) es un ejemplo de refuerzo negativo que está provocando el mantenimiento de su trastorno. Para Mario su conducta de evitación resulta positiva, pues no experimenta ansiedad, así que como esa ratita de laboratorio de Skinner evitará presionar una tecla que le proporcionará una descarga eléctrica (ir al concierto y sentir ansiedad).

Estos principios de aprendizaje se aplican en los tratamientos de los trastornos de ansiedad y es por éste motivo, que la exposición es una de las herramientas claves para descondicionar el aprendizaje de la persona. La exposición busca romper el reforzamiento negativo del miedo, devolviendo a la persona experiencias positivas con los estímulos fóbicos.

Las nuevas experiencias positivas suponen para el individuo un refuerzo positivo, sintiéndose realizado cuando acaba la exposición, por lo que existirán más probabilidades de que la conducta vuelva a ser realizada.

La importancia del legado de Skinner ha sobrevivido al propio conductismo de su época y ha pasado a influir fuertemente en la Psicología Cognitiva y la aparición de las Terapias Cognitivo-Conductuales.

La ciencia es una disposición a aceptar los hechos, incluso cuando se oponen a los deseos“.

Skinner.
Share This