La vuelta al cole puede ser tan dura como la vuelta al trabajo. Que el regreso se haga con ilusión y alegría dependerá mucho de cómo padres y madres / educadores lo enfoquen; es necesario de parte de la persona adulta dedicarle tiempo a pensar cuál es la mejor estrategia a utilizar para la buena incorporación al año lectivo de sus niños. Analizando las características de personalidad de nuestros hijos juntamente con nuestra capacidad de anticipación y conocimiento adquirido podemos moldear una serie de pasos que seguramente les ayudarán a hacer una entrada en el cole llena de ganas, optimismo y alegría.

Aquí os dejamos algunos consejos:

  1. Implicarles en las compras de los libros, material escolar, elección de actividades extra escolares, uniforme, ropa nueva.
  2. Una semana antes empezar con los horarios que van a tener durante el año lectivo para que no asocien el despertar temprano, cumplir horarios y actividades con el regreso al cole.
  3. Mantener a lo largo del año actividades en familia: salidas de fin de semana, una tarde a la semana dedicada a ellos, no al trabajo.
  4. Armar un calendario con ellos donde puedan ver las actividades que van hacer y espacios en blanco para que se puedan escribir sugerencias.
  5. Hablar del regreso a casa / rutinas: puesta en común entre adultos y niños de las cosas positivas y negativas que están pensando. Ayudarles a elaborar un discurso más positivo.
  6. Despertarles con alegría les ayuda a estar optimista y alejar los malos pensamientos.
  7. Desayunar juntos ayuda a empezar bien el día y es un buen momento para que cuenten algún temor que puedan tener.

Si pasadas unas semanas sientes que tu hijo no ha recuperado la motivación, no se siente a gusto en el cole y que le sigue costando levantarse, que dice que no quiere ir al cole, que se siente enfermo o que está poco comunicativo lo aconsejable es contactar un/a profesional experto en psicoterapia infantil para ayudarle a afrontar el curso con ilusión.

Share This